Chloé

Chloé es una de las firmas de lujo que siempre nos trae zapatos ,tanto de hombre como de mujer, dignos de admiración. La casa francesa que se fundó en 1952, fue la primera firma que propuso el concepto “Prêt-à-Porter ”, Gracias a su innovación y al aire de sofisticación que envuelve a esta marca francesa, sus colecciones son unas de las más esperadas en las pasarelas. Además, de sus desfiles, Chloé también cuenta con tiendas en las mayores capitales del mundo y dentro de sus colecciones, el calzado es uno de sus puntos fuertes.  Por eso, esta temporada no podemos perdernos la colección de zapatos de otoño-invierno que nos han presentado.

Estas son las botas que nos proponen para la temporada de frío. En dos tonalidades de marrón y en acabado de cuero, podemos escoger el modelo que más nos guste, con diferente altura de tacón.

Viendo su colección de zapatos para mujer, este fue uno de los que más me llamó  la atención. Un zapato de salón sencillo, sin un tacón muy alto y con una cinta que bordea todo el lateral hasta llegar a la punta. Algunos detalles en dorado terminan el diseño de este zapato. Un acabado perfecto y elegante para cualquier situación.

El diseño que no me gusta tanto son sus botas. Si es cierto que si me las regalaran no se me pasaría por  la cabeza descambiarlas, si que creo que son un diseño muy común. Altas, en color gris y con cintas rodeando la bota hasta llegar a  una hebilla. La suela es en color marrón y no han querido utilizar tacón para darle altura.

Para los hombres, Chloé también nos ha traído sus propuestas. Este mocasín en negro y con una hebilla es perfecto para estar cómodo en fiestas y cenas.  Elegante y sencillo lleva el clásico estilo de Chloé en su diseño y forma.

Este par de zapatos es el que no me convence para nada. Me parece que su acabado es ostentoso y el velcro con el cristal en el centro le quita la poca elegancia que ya tenía el zapato. Lo cierto es que no me imagino a nadie en una fiesta con esos zapatos.